Entrada destacada

Accidentes en la cocina

Evite accidentes en la cocina • En la cocina hay muchos objetos potencialmente peligrosos, desde cuchillos hasta limpiadores a base de á...

domingo, 27 de noviembre de 2011

Maternidad de las gatas


Es común que a las doce o dieciocho semanas de edad los gatitos vuelvan loca a su mamá. Y hay que tener en cuenta que ella es la única que se ocupa de la cría porque el gato macho raramente demuestra algún interés por la carnada que engendró.

La gatas madres establecen relaciones cálidas y solícitas con sus crías y si por ellas fuera, nunca querría que sus gatitos se marchasen y se hicieran independientes. Pero, cuando la leche se retira y sus niveles de hormonas femeninas cambian, la necesidad de cuidar a su descendencia disminuye y, por su parte, los gatitos emprenden juegos más agresivos y sus dientes y garras la lastiman así que el enojo tiene su razón de ser. Los gatitos varones son los más violentos y ella responde en consonancia.

Así aparecen las necesidades de independencia. Los gatitos se dan cuenta de que su mamá ya no es tan divertida y se van y las gatitas, al ver que va faltando el alimento también deciden su retirada. Este es el momento en el que la gata mamá comenzará el nuevo ciclo en el que se sentirá libre de ir preparándose para la próxima carnada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario